Eso, tranquilos todos que España no se hunde. Ni la que pisamos en estos momentos ni la de más abajo, la que está en el cono sur de África. Vale, la derrota de la selección española en el Mundial nos pilló a todos con el paso cambiado, una decepción sí, pero no hacía falta hacer leña del árbol caído, sobre todo porque ese árbol aún no se ha caído, a pesar de los agoreros que ya daban a los jugadores de vuelta a casa. Pero es que tampoco se hunde esta España que se ha demostrado sólida, al menos desde el punto de vista bancario. Ayer conocíamos que el Bando Santander encabeza la lista de los más solventes de Europa, y por detrás, el BBVA. Pues nada, a dormir tranquilos que mientras los bancos sigan siendo ricos, no tenemos nada que temer. Y menos después de saber que la Iglesia devuelve a la sociedad cien veces más lo que recibe por el IRPF, ¡pero si es el milagro de los panes y los peces! Y qué más se puede pedir si la Unión Europea ha alabado las medidas de ajuste decretadas por el Gobierno de Zapatero, y lo hizo la propia Ángela Merkel, la misma que supuestamente lanzó el bulo de que España estaba necesitada de rescate. Y lo soltó delante de Mariano Rajoy, que duele más. Recapitulando, 25 bancos europeos se someten a un examen que consiste en una simulación del efecto de colapsos en los mercados financieros y dos grandes bancos españoles quedan los primeros. Y resulta que después de todo lo vivido estos días en los mercados, récords históricos en la bolsa, a la baja claro, incertidumbre sobre un rescate, bajada del ráting de la deuda española y más conceptos imposibles de entender, resulta que felicitan al presidente del Gobierno por haber hecho un ajuste y presentado una reforma laboral valiente y necesaria. Lo de valiente ya saben por lo que va. ¿Entonces ya está? Yo creo que no. Habrá que seguir luchando por salir de una crisis que aún existe, si no en los bancos sí en la sociedad, a pesar de los esfuerzos de la Iglesia, al igual que habrá que seguir animando a la selección de fútbol el próximo lunes porque, aunque el resto de países nos mire con respeto, hay que seguir demostrando que nos lo hemos ganado.

Publicado en La Tribuna de Toledo

Anuncios